Industria de Gas Natural garantizará continuidad y calidad de servicio.

Luego de una reunión extraordinaria con el Consejo Directivo de la Asociación Colombiana de Gas Natural, las empresas productoras, transportadoras y distribuidoras se comprometieron a tomar todas las medidas necesarias para garantizar el servicio de gas natural en hogares, comercios, industrias y generadores de energía.

Los cerca de 9.9 millones de usuarios, entre ellos familias y cerca de 1.500 vehículos pesados dedicados (buses, articulados de Transmilenio, volquetas y tractocamiones), pueden tener la tranquilidad de contar con el combustible necesario.

“Toda la cadena del gas natural está preparada para afrontar esta crisis sanitaria y estará trabajando para abastecer la demanda actual en condiciones de continuidad y calidad, acatando las recomendaciones de la Presidencia de la República y de la Superintendencia de Servicios Públicos”, afirmó Orlando Cabrales Segovia, presidente de Naturgas.

Naturgas trabaja de la mano del Gobierno nacional para permitir que las empresas de gas natural puedan desplazar sin restricción a su personal para atender las emergencias y hacer las revisiones e instalaciones requeridas. También para que los vehículos que transportan el gas natural estén exentos de los toques de queda en todas las ciudades del país, y que las estaciones de servicio puedan funcionar sin limitaciones.

Sobre las tarifas de gas natural, la industria y el Gobierno nacional se encuentran revisando opciones regulatorias para mitigar el impacto de la devaluación del peso sobre la tarifa, teniendo en cuenta que el gas natural en boca de pozo, así como el transporte, está atado al precio del dólar y esto hace que haya una variación.

Tenemos GAS NATURAL asegurado para el corto y mediano plazo

Sobre el abastecimiento de gas natural en el país, a Asociación Colombiana de Gas Natural se permite informar:
 
Si bien es cierto que las reservas de gas en algunos campos vienen en descenso, el país ha reactivado el sector de hidrocarburos lo que ha permitido, entre otras cosas, que hoy el 20% de la producción provenga de descubrimientos hechos en los últimos años costa dentro en el Caribe.
 
Es importante, además de contar las declaraciones de producción, sumar las reservas probadas y probables que, al parecer, no tiene en cuenta la Contraloría. No se incorporan tampoco en el estudio las cantidades de gas natural de Canacol (100 millones de pies cúbicos a partir de diciembre 2022) ni de Orca (80 millones de pies cúbicos a partir de enero de 2024).
 
¿Qué tanto potencial tenemos?: En yacimientos convencionales Ecopetrol, Canacol, Drummond, Frontera, Hocol y Lewis siguen fortaleciendo su posición como productores en nuevos campos continentales. Además, Colombia tiene un potencial entre 4 y 24 teras en yacimientos no convencionales en el Valle Medio del Magdalena, Cesar y Catatumbo. El desarrollo de proyectos en el mar sigue avanzando con la firma de contratos para aprovechar el potencial entre 7 y 30 teras en el mar Caribe.  Se ha afirmado que el proyecto de Orca podría entrar en producción en el 2024.
 
Sobre la nueva planta de regasificación: Si bien es importante priorizar la producción local, estamos de acuerdo con la Contraloría en que una planta de regasificación es importante como respaldo, cuya ubicación debe depender de los estudios técnicos y de la eficiencia económica del proyecto.
 
Es importante que, si se decide hacer el proyecto de la nueva planta, se busquen eficiencias económicas que protejan a los usuarios, al sector y le den competitividad al gas natural. Para esto, se debe maximizar la participación del sector térmico en el proyecto, ya que este tendrá un uso esperado del 66% de la capacidad.
 
La terminal de regasificación de Cartagena ha demostrado ser un respaldo confiable las térmicas. En 2019, la terminal de regasificación recibió 6 buques metaneros con 355 mil metros cúbicos de GNL y entregó 5.836 MMPC al sistema que es cerca del 2% de la demanda nacional.
 
En conclusión: Con los campos actuales y los nuevos desarrollos, pronosticados por la Unidad de Planeación Minero-Energética, tendremos el gas natural suficiente para asegurar el abastecimiento de hogares, transporte, comercios e industrias.
 
Sobre la planta de regasificación del Pacífico y su infraestructura de transporte asociada, como el gasoducto para conectarla al sistema nacional de transporte existente, creemos que esta debe funcionar como un respaldo y su ubicación debe depender de los estudios y de la eficiencia económica del proyecto. 
 

Bogotá necesita seguir avanzando en movilidad sostenible.

La Asociación Colombiana de Gas Natural respalda las iniciativas de la Alcaldía Mayor de Bogotá para mejorar la calidad del aire de la ciudad y hace un llamado para aumentar los estímulos al uso de energías de bajas emisiones.
 
“La jornada del no carro y no motocicletas es una oportunidad para generar conciencia sobre las consecuencias negativas de la mala calidad del aire para la salud y el medio ambiente. Según el más reciente informe del Instituto Nacional de Salud, en Colombia más de 15.600 muertes pueden ser atribuidas a enfermedades asociadas a la mala calidad del aire. Bogotá aporta 3.219 muertes al año e incurre en gastos asociados a estas: 2,5% del PIB de la ciudad (4,2 billones de pesos)”, explicó Orlando Cabrales Segovia, presidente de Naturgas.
 
En la capital del país, los camiones equivalen al 5% del total de las fuentes móviles contaminantes, pero tienen emisiones de material particulado correspondiente al 43%. Además, el 18% de las emisiones de material particulado fino PM 2.5 provienen de fábricas que usan hornos y calderas a carbón, donde se destacan las tintorerías, ladrilleras y las fundiciones.
 
Tener unos vehículos de carga y pasajeros con tecnologías limpias y una industria limpia reduciría las emisiones en un 78%, con lo cual, ahora sí, tendríamos una ciudad con una buena calidad del aire.

Bogotá avanza en movilidad sostenible

Bogotá ya cuenta con 366 buses a gas natural (entre los cuales hay 351 articulados y biarticulados de Transmilenio) que, según la Universidad de Los Andes, han ayudado a reducir las emisiones de material particulado en cerca de un 50%.

Usar gas natural vehicular tiene disminuciones cercanas al 100% de material particulado fino y óxido de azufre, superiores al 75% de Óxidos de nitrógeno y entre el 20-30% de dióxido de carbono, frente a las generadas por un vehículo impulsado por diésel.
 
Además, en Bogotá ruedan 15 camiones y 69 taxis dedicados a gas natural. También se han convertido 200 mil vehículos a esta tecnología. 
  

Estímulos al uso de energías limpias de cero y bajas emisiones en la movilidad sostenible
 
Para mejorar la calidad del aire es indispensable seguir contando con políticas públicas que ayuden a reducir la contaminación y promueva energías limpias:
 
  • Estímulos a los usuarios para que compren vehículos o conviertan sus vehículos a combustibles limpios: exención de pico y placa, descuentos en la matrícula y/o impuestos de vehículos, etc.
  • Establecer un sello para los vehículos que son más amigables con el medio ambiente.
  • Ajustar impuestos para vehículos de acuerdo con su edad y tecnología usada.
  • Que la renovación de transporte público se siga haciendo con tecnología de cero o bajas emisiones. En las contrataciones se debe priorizar estas tecnologías.
La autogeneración de las industrias debe ser con combustibles limpios
 
  • Cerca de 150 empresas en Bogotá y Cundinamarca consumen carbón (Encuesta Anual Manufacturera). En el 2017 estas consumieron 137 mil toneladas de carbón y las de Cundinamarca 283 mil
  • Es necesario que las industrias ubicadas en Bogotá usen energéticos más limpios como la energía eléctrica, el gas natural o en su defecto trasladar estas industrias a zonas rurales en donde tengan un menor impacto ambiental.
  • Impulsar la conversión de combustibles en industrias que hoy queman energéticos contaminantes, a través de estímulos arancelarios o tributarios. 
  • Establecer flexibilidades en la regulación de energía eléctrica y gas combustible para que las industrias puedan acceder a tarifas especiales para sustituir los combustibles contaminantes.

Páginas